TRASTORNO POR ANSIEDAD A LA ENFERMEDAD

Me doy cuenta de lo irracional que es, pero no puedo salir de eso. Mi mente y mi cuerpo no cooperan.

Infórmate sin compromiso

La persona con este tipo de trastorno se preocupa en exceso ante la posible existencia de una enfermedad porque malinterpreta síntomas físicos insignificantes o funciones corporales normales (como la conciencia del latido cardiaco).  La inquietud por la idea de padecer una enfermedad provoca gran malestar y angustia. Generalmente no existe ninguna relación fisiológica entre el estado de salud y los síntomas de ansiedad. Los múltiples síntomas no pueden explicarse completamente por la presencia de alguna enfermedad conocida o los efectos de una sustancia.

Algunas personas se autoexaminan en repetidas ocasiones. Por ejemplo, pueden comprobar su pulso varias veces para ver si su ritmo cardíaco es regular. Se asustan fácilmente por nuevas sensaciones corporales. Algunas personas buscan atención médica con frecuencia. Otras se sienten demasiado angustiadas para buscarla. La enfermedad ocupa un lugar central en su vida y monopoliza su conversación con los demás. Investigan ampliamente el trastorno que piensan que pueden sufrir. Se alarman fácilmente por la presencia de una enfermedad, incluso en otras personas.

Buscan repetidamente que sus familiares, amigos y médicos les tranquilicen. Las personas afectadas pueden tender a evitar situaciones que podrían provocarles más estrés (como visitar a familiares enfermos). También pueden evitar actividades que temen que puedan poner en peligro su salud (como el ejercicio). Como resultado, pueden deteriorarse las relaciones personales y el desempeño laboral.

El trastorno de ansiedad por enfermedad tiende a ser crónico.